7

La experiencia de nuestra conciencia

by Lourdes Treviño on July 10, 2010

Alguna vez te has preguntado ¿qué tan importante es mirar hacia nuestro interior, contactarlo  y vivir de acuerdo a lo que nos dicta nuestra más profunda naturaleza o yo superior? Es importante atrevernos a experimentar la consciencia propia, ahí es donde podemos realmente percibir en dónde está puesta nuestra atención y de ahí podemos partir para  hacer la manifestación intencional a través de la intención.

Por ejemplo, la consciencia de abundancia es un estado mental. Si vives preocupado por el dinero que  necesitas o deseas (ahí está tu atención) y no tomas en cuenta lo que ya posees, vives en la ley de la disminución

El universo es un campo abierto a todas las posibilidades, esa es nuestra verdadera naturaleza. En nuestra esencia, se contienen todas las posibilidades. En este nivel, es posible crear cualquier cosa. Este es el campo de de Potencialidad Pura, nuestra Luz interna, nuestra joya. Es Omnipotente, abundancia ilimitada, es la
Fuente Universal de la Creación.

El Dr. Wayne W. Dyer, en El Poder de la Intención dice que el Universo nos apoya totalmente en todo lo que decidimos pensar y creer, en el libro El Secreto nos ofrecen la misma analogía, ahí dice que el Universo es como el Genio de la Lámpara Maravillosa que nos dice “Tus deseos son órdenes”. Nuestro subconsciente acepta cualquier cosa en la que decidamos creer. Esto significa que lo que decidamos pensar será nuestra  verdad. Y tenemos opciones ilimitadas sobre lo que podemos pensar, pero ¡Cuidado! No somos conscientes de
todo lo que pasa por nuestra cabeza y el Subconsciente es un “Estúpido con Iniciativa”, es decir, no juzga, no discierne si es bueno o malo solo refleja nuestras creencias en nuestras vidas, y la mayoría de ellas ni siquiera las hemos analizado a la luz del discernimiento o de la consciencia, diariamente producimos más de sesenta mil pensamientos y apenas somos conscientes de dos mil de ellos, auto obsérvate, date cuenta qué es lo que está pasando por tu mente porque probablemente tú no estás a cargo de ella sino ella de ti.

Muchos de nosotros tenemos ideas y creencias absurdas de quiénes somos, reglas rígidas sobre cómo se ha de
vivir la vida que jamás nos hemos cuestionado, mucho menos replanteado.

Si fuéramos más conscientes, haríamos las cosas de otra manera. Todo lo que te ha acontecido ha sido creado por tus creencias y pensamientos. Fue creado por las cosas que pensaste y las palabras que dijiste acerca del asunto en cuestión, sin haber hecho consciencia de lo que estabas provocando.

No obstante, lo que importa en este momento es lo que decidas pensar de hoy en adelante, a lo que  decidas ponerle atención en tu vida porque eso es lo que va a crecer y vas a cosechar en ella.

Tal vez estés plenamente consciente de lo que estás pensando en este momento. Hay tres preguntas que no sé quién ideó pero que son fabulosas para filtrar los pensamientos, cuando surgen y los observas tómalo y aplícale lo siguiente:

  1. ¿Es verdad?
  2. ¿Es útil para mi vida?
  3. ¿Proviene del amor?

Si la respuesta es sí a los tres cuestionamientos, acéptalo, si no, deséchalo….Fácil ¿verdad?

Sea cual sea el problema, nuestras experiencias son los efectos externos de nuestros pensamientos. Es decir, el pensamiento es la causa, el efecto es la experiencia. Si estoy pensando: “tendré problemas” ¡bingo! Los vas a tener. Las ideas se pueden cambiar. Una vez que descubrimos el origen de nuestras creencias, somos capaces de cambiar. El momento de poder es el aquí y el ahora. ¡Podemos empezar a ser libres en este instante!

Una vez que descubrimos el origen de nuestras creencias, somos capaces de cambiar. El momento de poder es el aquí y el ahora. ¡Podemos empezar a ser libres en este instante!

El Enfoque de la física cuántica.

Sobre este mismo tema, quiero compartir contigo algunos puntos que Stephen Wolinsky en su libro Quantum Consciousness (Conciencia cuántica) nos plantea.

La totalidad del universo es energía, la mejor des­cripción de esta energía es aquella que la representa como una onda. A las partículas más diminutas que conocemos las llamamos par­tículas subatómicas. Sin embargo, no están hechas de materia; son energía. Estas partículas son tan diminutas que el único medio por el que sabemos de su existencia es por el rastro que dejan en los acelera­dores de partículas.

Las partículas parecen existir sólo cuando las observamos. Sólo cuando se toma la decisión de ver una partícula, la onda de ener­gía se convierte en una entidad concreta, se colapsa.

La atención dirigida hacia esa energía reconocible como una onda es lo que crea la realidad que llamamos partícula o sólido, o mun­do físico.

Wolinsky resume: “El observador es el creador de la partícula/masa del universo. Esto significa que la manera en que experimentamos subjetivamente los acontecimientos, interacciones, y nuestro yo inter­no viene creada por el observador, por nosotros”.

En otras palabras, aquello en lo que pongas tu atención, será lo que crearás. Es muy difícil en­tender cómo dichas partículas invisibles realmente funcionan a nivel cuán­tico, pero estas pruebas científicas nos ofrecen argumentos formidables sobre el poder de nuestra atención conscientemente dirigida. Centrar la atención en lo que se quiere conseguir, es el secreto del mecanismo de la creación.

Cuando uno opera desde su yo superior, está al mando. Se convierte en un co-creador de las realidades de su vida.

Por otro lado, en The Tao of Physcs (El Tao de la física), Fritjof Capra escribe: “Si los instrumentos de medición se modifican, las propiedades de la partícula también cambian”. Esto significa que cuando uno centra su atención en algo y se convierte en el observador, el acto de observar afecta a la creación. Pero si modifica su modelo de observar y/o aparta la atención, también la creación se verá afectada.

La creación de cualquier cosa en el universo físico está determinada por el tipo de atención que uno le dedica. Aparta al observador (la atención) y alterarás la creación. La forma en que una onda se colapsa es mediante la atención consciente del observador.

Las partículas subatómicas existen o desaparecen dependiendo del observador. Has de saber que lo que estás obser­vando y a lo que estás dedicando tu atención afectará a lo que suceda en el exterior ¿qué es lo que quieres crear?¿en dónde estás poniendo tu atención?

¿Cómo podemos vivir para crear una nueva realidad?

  • Ayuda de manera anónima a los demás, recuerda el dicho ”Cuando busques feli­cidad para ti mismo, siempre te eludirá. Cuando busques felicidad para los demás, ésta aparecerá”.
  • Siente la conexión con los demás.
  • Identifica tus pensamientos, sobre todo cuando son negativos.
  • Piensa en ti mismo como alguien sin limitaciones, imagina y fantasea que puedes lograr cualquier cosa que desees. Establece una nueva relación con la realidad que sólo dependa de lo que tú quieras ser.
  • Diariamente tómate tiempo para estar a solas y en silencio, para sentirte y conectarte con todo tu extraordinario ser y para sentir como la vida fluye en ti.
  • Regala todas las cosas que ya no usas, libérate de los apegos a las cosas.
  • Pon atención en estar satisfecho de ti mismo en vez de forzarte en complacer a alguien más.
  • Ora o medita diariamente.
  • Entiende que todo lo presente en tu vida tiene algo nuevo que en­señarte. Confía en esa sensación de que los acontecimientos en apariencia desconectados tienen un significado, es como si la vida te estuviera murmurando al oído ¿puedes escucharla?
  • Observa con detenimiento la naturaleza o algo rutinario, aprecia lo único de cada momento.
  • Establece una nueva relación con la realidad. Los límites de tu percepción se ampliarán, sabrás que los límites existen en la medida en que permites que el orden social sea el que dicte lo que es bueno y oportuno para ti. Cuando descubras que eres ilimitado, diferentes opciones comenzarán a nacer, producto del conocimiento ilimitado que reside en tu interior.

¿Qué opinas? ¿Crees que lo anterior nos pueda servir para producir de manera consciente situaciones de mayor armonía con la vida?

“Junto a cada brizna de césped está un ángel que le susurra: ¡crece! ¡crece!”

El Talmud

 Ayúdame a Ayudar…Si te gustó este artículo reenvíalo a quien creas que pueda servirle.

Déjame tus comentarios, ve hasta el final de esta página y ahí encontrarás un recuadro que dice “Leave a Comment”, ya que lo escribas, dale click al botón Submit.

{ 7 comments… read them below or add one }

Norma Angelica Cepeda Santoyo July 11, 2010 at 1:17 am

Hola Dra.Lourdes yo soy madre de un niño con agenesia de cuerpo calloso y vi un video en youtube y quisiera saber si me podía ayudar ya que mi hijo tiene 2 años con 9 meses y tiene un gran retraso ya que el no aprende nada yo lo llevo a terapias pero no veo mucho avance el convulsiona y como la niña del video casi no duerme por las noches y estoy muy desesperada espero su pronta respuesta gracias……………

Lourdes Treviño July 14, 2010 at 10:34 pm

Hola Norma,

Gracias por contactarme,
claro que Neuromodulación puede ayudar en el caso de hijo, en la modalidad de surrogado, tal como en el caso de Janete o en forma remota, o sea por teléfono y funciona igual de Bien!

Si puedes mandarme tu teléfono para contactarte

Un abrazo
Lourdes

Lourdes Treviño September 28, 2010 at 8:56 pm

Thanks for your feedback, I truly love what I’m doing and this is what drives me to continue.

MA. DE LA LUZ GONZALEZ DE GIRON November 22, 2012 at 11:41 pm

HOLA LULA, ME DA MUCHO GUSTO SALUDARTE, ME LLAMAS CUANDO LLEGUES A LAREDO O ME MANDAS UN CORREO PORFA, UN SALUDOTE………

VERONICA VEGA November 23, 2012 at 2:17 am

LOURDES: MUCHAS GRACIAS POR TAN BUENA INFORMACION. ESPERO QUE ESTES BIEN MUCHOS SALUDOS A TU ESPOSO Y LES DESEO LO MEJOR PARA EL ANO QUE VIENE QUE ESTE LLENO DE BENDICIONES.

Lourdes Treviño November 23, 2012 at 3:17 am

Mil Gracias Verito, Un abrazo con mucho cariño!

Lourdes Treviño November 23, 2012 at 3:17 am

Claro que sí Lucha, un abrazo

Leave a Comment

Previous post:

Next post: